Duro varapalo para los hosteleros roteños de cara a la temporada baja. El capitán David Baird ha anunciado dicha norma, con vigencia de inmediato desde el 31 de agosto de 2020. El público estadounidense ha sido hasta ahora quién ha mantenido los largos horarios de aperturas de restaurantes y bares locales, y por supuesto salvado a muchos del cierre invernal o la estacionalidad.

Este pasado verano 2020 ha sido relativamente "bueno" gracias al público español, quién poco a poco ha vuelto a salir y consumir a partir de julio. Pero esta nueva situación será un gran mazazo para muchísimos hosteleros roteños con la llegada de septiembre, el vacío de turistas estivales, el otoño y la "segunda ola" del COVID-19.

La norma será obligatoria para los militares, mientars que a los civiles se recomienda igualmente a cumplirla. Por otro lado, como parte positiva, se permitirá a cualquier estadounidense, ya sea militar, familiar o civil, a poder realizar pedidos de comida a domicilio. Esta situación provocará con seguridad la disminución del horario de apertura al público y el posible cierre estacional antes de lo normal de diversos locales roteños, con el consiguiente despido de personal.

A continuación detallamos el comunicado oficial por parte de dicho alto cargo militar estadounidense (véase más abajo en español):

We have made it to the last day of August, and we expect to see the tourist population within our local area decrease rapidly in the coming weeks. Unfortunately, the number of COVID cases within our local area, and throughout Cadiz Province has continued to increase. As of this morning, the 14 day incidence rate in Cadiz Province is 91 cases per 100,000 inhabitants.

Due to the amount of virus present in our local area, we need to take additional measures to keep our community safe. Effective immediately, military members are prohibited from dining at any off base restaurant. Takeout and delivery remain authorized. Civilians and dependents are strongly encouraged to follow this restriction as well.

I have taken this action because we have observed that eating at a restaurant is a higher risk activity, as it frequently leads to encounters with people that are inside of 6 feet, and when at least one person is not wearing a face covering. Given the current case load within our area, we must mitigate risk where the risk is highest.

You may observe some other small changes around base as we seek to mitigate other risks. But I also think you will see a distinct difference in how this latest spike in cases is being addressed both on and off base compared to March and April. We have learned a lot, and we are becoming more and more precise with the measures we are taking. I remain hopeful that with the departure of most of the tourist population we will see our local case loading decrease, and we will be able to relax our restrictions soon.

In the meantime, please continue to use good judgement throughout your daily life. Avoid crowded areas where maintaining physical distancing is difficult. Wear your mask. Reduce your close contacts as much as possible. Keep washing your hands, and as always, keep the faith - for the duration.

Very Respectfully, CAPT David Baird

Versión en castellano (traducción automática):

Llegamos al último día de agosto y esperamos que la población turística de nuestra zona disminuya rápidamente en las próximas semanas. Desafortunadamente, el número de casos de COVID en nuestra área local y en toda la provincia de Cádiz ha seguido aumentando. A día de hoy, la tasa de incidencia de 14 días en la provincia de Cádiz es de 91 casos por 100.000 habitantes.

Debido a la cantidad de virus presente en nuestra área local, debemos tomar medidas adicionales para mantener a nuestra comunidad segura. Con efecto inmediato, los miembros militares tienen prohibido comer en cualquier restaurante fuera de la base. La comida para llevar y la entrega siguen estando autorizadas. Se recomienda encarecidamente a los civiles y las personas a cargo que también sigan esta restricción.

He tomado esta medida porque hemos observado que comer en un restaurante es una actividad de mayor riesgo, ya que con frecuencia conduce a encuentros con personas que están dentro de los 6 pies (2 metros), y cuando al menos una persona no usa una mascarilla. Dada la carga actual de casos dentro de nuestra área, debemos mitigar el riesgo donde el riesgo es mayor.

Es posible que observe algunos otros pequeños cambios en la base mientras buscamos mitigar otros riesgos. Pero también creo que verá una diferencia clara en cómo se está abordando este último aumento en los casos tanto dentro como fuera de la base en comparación con marzo y abril. Hemos aprendido mucho y somos cada vez más precisos con las medidas que estamos tomando. Tengo la esperanza de que con la partida de la mayoría de la población turística veremos disminuir nuestra carga de casos local y podremos relajar nuestras restricciones pronto.

Mientras tanto, continúe usando el buen juicio a lo largo de su vida diaria. Evite las áreas concurridas donde es difícil mantener el distanciamiento físico. Use su máscara. Reduzca sus contactos cercanos tanto como sea posible. Siga lavándose las manos y, como siempre, mantenga la fe, mientras dure.

Muy respetuosamente, CAPT David Baird

Fuente: Naval Station Rota, Spain (Facebook)

(Publicidad)